Picture
     No basta con decir: Quiero ser feliz, o quiero ser rico o quiero vivir mejor. 
     Al cerebro hay que ordenarle con la mayor claridad posible. Por eso, cuando deseas convertir tus sueños en metas, hay que establecerlas lo más claramente posible; reflexionar sobre los pasos que nos irán acercando a ellas, establecer idealmente un calendario de pasos a dar  y ponernos en acción para movernos, de donde nos encontramos hoy, hacia al punto donde deseamos estar. 

     1. Establece 3 metas a corto plazo, que sean creíbles  claras al cerebro y que sepas que puedes cumplirlas a como dé lugar.
     2. Establece las acciones más importantes para encaminarte hacia ellas sin excusa ni pretexto.
     3. Inicia ya y vé evaluando y optimizando las acciones hasta concluir.

     Hay que planear y ponernos en acción, ¡ya! En la práctica constante de ejercicios similares a éste se construyen nuevos hábitos de éxito. 
     Sígueme en Facebook.com/Autoliderazgo.

 


Comments


Comments are closed.