Picture
     Hay un sinfín de creencias que limitan muchos de nuestros resultados de vida: Patrones socialmente aprendidos por mucha gente, como aquellas frases tan repetidas respecto de que el dinero es malo o saca lo peor de las personas y corrompe.
     El dinero es una herramienta, es un medio para obtener, compartir y dar uso a una serie de servicios y objetos del mundo material. ¿Es esto malo? Por supuesto que no. Hay que observar más el entorno e ir más allá de los comentarios que un grupo ha repetido una y otra vez y que hemos dado por ciertos a fuerza de repetirlos.
     La gente es quien es y si observas poderosamente, te darás cuenta que gente que puede ser discretamente mezquina cuando no tiene dinero suele parecerlo más al tenerlo pero, no fue el dinero quien le ha hecho así, sólo tiene más medios para sacar lo más profundo de quien es. Así puede suceder con alguien generoso que al recibir dinero puede seguir siéndolo. El dinero no cambia los valores, estos están, el dinero sólo facilita tomar acciones de acuerdo a ellos.
     Un ejemplo muy simple sería imaginar dos árboles: un manzano y un zapote. Si los dos privas de los medios que requieren para manifestar sus cualidades, es muy probable que sus pocos frutos luzcan secos y frágiles. Quizá de vez en vez te darán un fruto… quizá sólo unas hojas… Pero, ¿qué pasaría si a ambos das todos los medios? (en este caso sería agua, abono, calidad de luz, etc.). Evidentemente el manzano dará más manzanas y el zapote, más zapotes.  Serán más grandes y más evidentes.
     ¿Quien tú eres? Lo que hay en tu cabeza, lo que habita en tus emociones, pensamientos, corazón y creencias, será lo que aflore al incrementar tu abundancia financiera.
     Si deseas generar abundancia, uno de los primeros pasos es aleccionarte a ver el dinero como una herramienta constructiva. Es cierto que no compra la salud, pero sí contribuye a dar servicios de salud a quien lo necesita. No compra el amor pero si momentos de servicio, utilidad y gozo para compartir con quien amamos. El dinero es una herramienta poderosa para enaltecer lo mejor de ti mismo se le das un uso correcto para beneficiar tu vida y la de la gente que te rodea o quieres ayudar a compartir.
     Date a la tares de observar todas las ventajas emocionales y de servicio que puede ayudar a producir el dinero, date a la tarea de relacionarte con él de mejor manera y vuélvete un buen amigo de él y de su utilidad. Lo primero que hay que hacer para atraer abundancia financiera es aprender a relacionarnos con ella constructivamente. Un primero paso que te llevará al siguiente para romper viejas creencias y construir nuevas y más productivas.

Decreto para hoy: 
     Yo soy abundancia, me relaciono con las bondades del dinero y abro mi mente para recibir abundancia en todas las áreas de mi vida.

     Sígueme en Facebook.com/Autoliderazgo.
     DEL AUTOR: Guido Rosas.com
     ¿Ya visitaste la librería electrónica de Autoliderazgo? Conócela AQUÍ. 


 


Comments


Comments are closed.